Social

volver

Actualidad y opinión

"Cuentos de buenas noches para niñas rebeldes" y las normas imperativas en el DIPr

"Cuentos de buenas noches para niñas rebeldes" y las normas imperativas en el DIPr

CUENTOS DE BUENAS NOCHES PARA NIÑAS REBELDES es una obra de Elena Favili y Francesca Cavalo, escritoras italianas con residencia en California. Por lo que hace a su contenido narra las historias de cien mujeres de diferentes países, que han sobresalido en diferentes campos a lo largo del tiempo: ciencia, deporte, arte, música, etc. Personajes como Frida Kahlo, Isabel Allende, Marie Curie, Malala Yousafzai, Yoko Ono, Cleopatra, y muchas más son las protagonistas de este libro [1].

"Todas las niñas merecen crecer pensando que pueden llegar a ser lo que ellas quieran", es el lema de las autoras italianas. Y la vida de estas 100 mujeres, que dejaron una impronta indeleble en la historia, es prueba de ello. Así, visto este hermoso mensaje reivindicativo, no es de extrañar que la obra haya sido traducida a 26 idiomas y las ventas hayan alcanzado la friolera de 500.000 unidades. 

No obstante, en un lugar del planeta, los adquirentes de la obra repararon en un detalle inusual: la historia contenía 99 historias, pero, en lo que respecta a uno de los capítulos, había una hoja en blanco. Puesta deliberadamente a fin de que el lector pudiese escribir “su propia historia”. Ahora bien, es menester poner de relieve el siguiente dato: la obra había sido publicada en Rusia y su último capítulo estaba dedicado a Coy Mathis, una niña transgénero [2]. En la tierra de los zares está vigente la denominada “Ley contra la propaganda homosexual”, por lo que, conforme a lo preceptuado en la citada normativa, las autoridades rusas procedieron a censurar la tan aludida obra. No era la primera vez que esta norma de carácter imperativo desplegaba su fuerza. A este respecto, cabe recordar el caso de la película La Bella y la Bestia, la cual, debido a las sospechas de homosexualidad que se cernían sobre uno de sus personajes, sintió el filo de la guadaña de la censura [3].

Así, visto todo lo anterior, y en lo que interesa al Derecho Internacional Privado, surge la pregunta que sigue: ¿puede una norma nacional impedir o limitar la ejecución de un contrato internacional, incluso habiendo elegido en cuanto Ley rectora del contrato un derecho extranjero?

La respuesta es afirmativa.

En primer lugar, tal y como ha sido señalado, la norma que nos ocupa tiene carácter imperativo. En este sentido, la Ley Federal № 135-FZ de la Federación de Rusia, más conocida como la Ley contra la propaganda homosexual, tiene como finalidad la protección de los niños contra la información perjudicial para su salud y desarrollo” [4].  A tal efecto, se incluyó en la lista de informaciones prohibidas cualesquier información que promoviera o pudiera promover “las relaciones sexuales no tradicionales”. Así, en la medida en que la citada ley tiene por vocación la salvaguarda de unos intereses que el legislador ruso ha tenido a bien en considerar esenciales, dicha norma tendrá carácter imperativo y, consiguientemente, cualquier actividad comercial realizada con base en un contrato y cuya ejecución comprometa o pueda comprometer la consecución de dicha finalidad quedará privada de título. 

En segundo término, y al hilo de lo anterior, el hecho de que se haya elegido un derecho extranjero en cuanto Ley rectora del contrato no altera lo dicho. Puesto que, conforme a lo que establece el art. 1192 del Código Civil de la Federación Rusa, The regulations of the present section (“International Private Law”) shall not affect the applicability of the imperative norms of the legislation of the Russian Federation which, due to indication in the imperative norms themselves or due to their special significance, in particular, for safeguarding the rights and law-protected interests of participants in civil law relations, regulate relevant relations, irrespective of the law that is subject to application. [5].

A la luz de este orden de consideraciones, a ninguna sorpresa conduce que la obra de estas autoras italianas haya sido parcialmente censurada en el gigante eslavo. Dado que parte de su contenido colisiona con las concepciones y valores nacionales rusos, o cuando menos que el legislador ruso ha considerado como tales.

Por ello, en el marco de la contratación internacional es fundamental, no solo tener en cuenta la redacción del clausulado así como su régimen jurídico, sino también las normas imperativas del lugar donde dicho contrato vaya a ejecutarse o a desplegar sus efectos. 

 

Foto: fuente https://www.planetadelibros.com/libro-cuentos-de-buenas-noches-para-ninas-rebeldes/253911

 

[1] Cuentos de buenas noches para niñas rebeldes", el libro que te enseñará todo sobre las mujeres que revolucionaron la sociedad: https://www.eltiempo.com/cultura/cine-y-tv/censura-a-la-pelicula-la-bella-y-la-bestia-en-rusia-por-contenido-homosexual-64326 

[2] Rusia elimina historia sobre niña trans de un popular libro infantil: http://desastre.mx/internacional/rusia-elimina-historia-sobre-nina-trans-de-un-popular-libro-infantil/ 

[3] Rusia busca vetar 'La Bella y la Bestia' por contenido homosexual: https://www.eltiempo.com/cultura/cine-y-tv/censura-a-la-pelicula-la-bella-y-la-bestia-en-rusia-por-contenido-homosexual-64326 

[4] Ley Federal del 29 de junio 2013 Nº 135-FZ, de Moscú: https://rg.ru/2013/06/30/deti-site-dok.html 

 

[5] Civil Code of the Russian Federation: http://www.wipo.int/wipolex/es/text.jsp?file_id=385284 


Millenium DIPr

Actualidad y opinión

"Cuentos de buenas noches para niñas rebeldes" y las normas imperativas en el DIPr

"Cuentos de buenas noches para niñas rebeldes" es una serie de dos libros infantiles que recibió la censura de las autoridades rusas. En esta entrada se estudia el juego de las normas imperativas

Eventos y noticias

#CineMill México, España y la nacionalidad de las películas y sus directores: A. González Iñárritu

El Gobierno ha concedido la nacionalidad española por carta de naturaleza al cineasta mexicano Alejandro González Iñárritu